Dientes sanos para una hermosa sonrisa

61

Caracas.-No importa si no estás maquillada o tu vestuario es sencillo, siempre lucirás bella si tu sonrisa es cautivadora.

Unos dientes sanos reflejarán una buena imagen de ti y de tu personalidad. Para lograrlo es necesario desarrollar ciertos hábitos que harán lucir tus dientes más blancos y saludables.

Aprende qué cosas debes comenzar a hacer y qué debes evitar. Mostrarás unos dientes envidiables sin recurrir a costosos tratamientos dentales.

Tener una dentadura perfecta es posible si prestamos a la higiene bucal la atención que se merece.

Acude a tu dentista cada seis meses
Si visitas regularmente al dentista lo más probable es que no encuentre ninguna caries que arreglar.

Hazte una limpieza dental una vez al año. Esto ayudará a retirar el sarro acumulado y tendrás dientes sanos.

Una rutina de higiene bucal eficaz será vital para mantener una buena salud dental.

Es importante que te cepilles y uses hilo dental con eficacia, y esto debe ser la base de tu rutina.

Agrega pasos adicionales para mejorar tu salud bucal si sufres de manchas en los dientes o mal aliento.

El dentista te recomendará productos y prácticas que sean adecuados para mantener unos dientes sanos, blancos y resistentes.

Cepíllate los dientes de forma adecuada
Hazlo al levantarte en la mañana y después de cada alimento. Dedica el tiempo suficiente para cepillar cada pieza.

Puedes agregar un poco de bicarbonato de sodio a tu pasta dental. Así podrás blanquear naturalmente tus dientes sin acudir a costosos y dañinos procesos de blanqueamiento.

Emplea un cepillo de cerdas suaves, encajará con más facilidad entre los dientes e irritarán menos las encías.

Te recomendamos reemplazar tu cepillo dental cada 3 o 4 meses. Las cerdas dobladas no limpian entre los dientes y ello ocasiona que la placa se acumule con el tiempo.

Usa una pasta dental con flúor. El flúor es un nutriente que te asegura dientes sanos y fuertes. No te olvides de las encías, que son propensas a la acumulación de bacterias y las infecciones.

También recuerda cepillarte la lengua. Pasa el cepillo con cuidado por toda la superficie superior. La lengua puede portar partículas pequeñas de comida, placa y bacterias que provocan mal olor.

Usa hilo dental después de cepillarte para eliminar los restos de comida que estén a mayor profundidad. Así evitarás el deterioro dental y la acumulación de sarro, que es mucho más difícil de eliminar.

Debes usar hilo dental encerado, ya que pasa entre los dientes con más facilidad. No emplees movimientos bruscos y repentinos, pues esto puede causar irritación y dolor en las encías.

Cuida tus encías, elimina la halitosis y blanquea tu dentadura
El mal aliento puede tener muchas causas. La más frecuente la ocasionan las bacterias que pueden desarrollarse en la boca por restos de comida.

Para evitar el desarrollo de bacterias es vital que practiques una buena higiene dental que te garantizará dientes sanos.

Los enjuagues bucales también sirven para eliminar gérmenes de tu boca. Te permitirán limpiar las áreas de acceso más difícil, lo que podría reducir el mal aliento.

Existen muchas variedades, pero debes escoger un enjuague cuya etiqueta diga antiséptico o antibacteriano.

Algunos enjuagues bucales cuentan con un porcentaje elevado de alcohol. Si el alcohol te irrita la boca no son los adecuados para ti.

Por otra parte, si prefieres remedios caseros te recomendamos el uso de la albahaca. Mantiene a raya la halitosis, protege tus encías y blanquea el esmalte de tus dientes.

Antes de acostarte mastica una hoja de esta planta tan utilizada en la cocina y deja actuar toda la noche.

El perejil también es efectivo para eliminar el mal aliento bucal. Pon a hervir varias ramitas de perejil con dos clavos de olor en dos tazas de agua. Remueve la mezcla y déjala enfriar. Cuélala y utiliza el líquido como enjuague bucal varias veces al día.

Unos dientes sanos son unos dientes blancos
Existen muchas opciones de productos blanqueadores.

Las pastas dentales y los enjuagues bucales blanqueadores son útiles durante el cepillado. Estos sirven para aflojar y eliminar las sustancias que produzcan manchas y se encuentren en tus dientes.

Para este tipo de problema también existen los remedios caseros. Prueba a enjuagarte la boca con agua con bicarbonato de sodio una vez a la semana.

Menos agresivo e igual de eficaz que el bicarbonato de sodio es la cáscara de plátano. Después de lavarte los dientes frota a diario la parte interna durante unos dos minutos. En pocos días notarás que tus dientes están más blancos.

Si tus dientes tienen manchas, prueba hacer gárgaras con vinagre de manzana. Notarás cómo se eliminan y obtienes una higiene más completa, ya que el vinagre de manzana acaba con las bacterias.

También te recomendamos tomar mucha agua. Si estás deshidratada, tus glándulas producirán menos saliva y tu boca se seca. De esta manera se acumulan células muertas, partículas de comida y otros residuos que pueden causar mal aliento.

Asimismo, si quieres tener unos dientes sanos ¡no fumes! Es muy perjudicial para la salud y también puede manchar los dientes.

El alquitrán en el humo del tabaco se adhiere a la superficie de tus dientes, provocando manchas difíciles de eliminar.

Fuente

Eme de mujer

Facebook
Loading...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.