LOS TUBAZOS DEL DOMINGO / Somos un partido de mudos

255

un partido de mudos

La semana pasada dije que el gobierno era sordo y la oposición ciega. Un lector reconocido  me agregó un comentario: “y nosotros mudos”. Totalmente de acuerdo: Somos un partido de mudos

Arrancó el mes de diciembre con un país vuelto añicos. Este es la patria de las pequeñas historias. Microcomunidades. Cada vez más fraccionados, cada vez más divididas.

El país de las contradicciones: un Gobierno que no gobierna. Una oposición que no se opone. Dos presidentes  cada vez más parecidos y un venezolano crítico que no critica.

Ni canasta ni bolsa

Según el Centro de Documentación y Análisis para los Trabajadores (CENDA), el valor de la llamada canasta alimenticia es de 4.252.899 bs. Para los amantes de los numeritos esto equivale a 180 dólares.

En un país donde el salario mínimo es de 150 mil bolívares, esto significa al cambio de hoy, 3,50 dólares.  Dejamos de ser la historia de América Latina y nos convertimos en la historieta.

Salario indignos

Policías y maestros entre los más desmoralizados y malpagados. El primero tiene sus formas de rebusques, el segundo, antes era taxista ahora vende lo que sea.

Es mentira que otros ganan bien. Los salarios de un juez, ministro o jefe de  dependencia, son  tan miserable como el de un alcalde o militar. Nadie, del sector público  gana un salario digno en este país.

Se agotan las esperanza

Tan mal estamos que pregunté a un articulista por su columna que publica en El Tubazo Digital, y este respondió: “ caballero le confieso que se acabaron hasta los temas, ya no hay de que escribir”.

Esta semana el analista Luis Vicente León advirtió “Más allá del debate ideológico y los discursos políticos-poéticos encendidos hay una realidad aplastante. Si la gente sigue perdiendo su esperanza de cambio, sin que alguien logre reconectarla, sentirá que sólo queda la emigración o la habituación, ambas desastrosas para el país”.

Dicho esto, en enero pudiera reiniciarse la diáspora y continuar el aislamiento. A menos que un partido de mudos decidan dejar de ser mudos.

Guaido: Una vela que se apaga

Luego del escándalo de corrupción, mal manejo de fondos  y diputados que  soltaron la lengua, Guaidó sigue con su discurso agotado y su agenda moderada. Esta semana sus asesores le quitaron el saco, le recogieron las mangas de la camisa y le dejaron la corbata.

Intentan revivir el Obama que era al principio. Su discurso es muy pobre y sus acciones no impactan. La cuenta regresiva empezó.

Maduro: Una vela que se apagó

Tan mal como Guaidó, esta el otro líder de la acera del frente. Con una diferencia: Maduro tiene el poder. Controla todo lo que puede controlar  dentro del país. Guaidó no tiene nada. Ni gobernaciones, ni alcaldías. El supuesto apoyo internacional no pasa de la frontera.

Oscar Schemell dijo que un “relanzamiento milagroso lo podría convertir en una opción” (a Maduro). No hay relanzamiento, no hay milagros. Solo discursos agotados ante un país sin poder adquisitivo y sin rumbo fijo.

Un partido de mudos sin defensores

Cuenta la leyenda que una vez existió algo llamado: Indecu, Indepabis y luego Sundde. En su época de oro, cuando Eduardo Samán estaba al frente, eso funcionaba. Era tan eficiente que el mismo gobierno ineficiente se encargó de “sacar a Samán”.

Hoy vivimos una sociedad peor que la neoliberal. Ciudadanos a la buena de Dios. El gobierno es tan incapaz que nisiquiera puede defender a un pensionado para que un banco le pague lo que le toca.

En la calle mandan los bachaqueros, traficantes y especuladores. Los alcaldes y alcaldesas solo quedaron para hacerse foticos con el gobernador. Todo el mundo pone su precio y su manera de traficar, perdón, quise decir, negociar.

Silencios que hacen ruido

Hablar con un chavista sobre la crisis es igual que hablar con un opositor. Ambos coinciden en que estamos mal. Con la diferencia que el opositor se expresa. El chavista se calla. Siempre le pregunto a mis camaradas, y si es así ¿Por qué te callas?

La respuesta tiene que ver con el miedo a perder algo. El ciudadano de a pie, tiene temor a perder desde una bolsa de comida hasta una bombona de gas, por cierto, uno de los peores servicios en este momento en Guárico.

El militante y dirigente se acoge a una supuesta disciplina. Un partido de mudos también se formó dentro del Psuv. Enterraron la autocritica sin velarla. Un silencio cómplice y vergonzoso recorre los estados. Rodilla en tierra y boca cerrada.

Dijo Eduardo Galeano: «“Para no ser mudos, hay que empezar por no ser sordos”.

AL CIERRE / Bolivia desapareció

La gran prensa convirtió a Bolivia en noticia. Luego de la salida forzosa de Evo.  Bolivia ya no existe. Esta semana el gobierno anunció que pedirán ayuda a Israel para combatir “grupos izquierdistas”, ya sabemos lo que viene.

Mientras el MAS, partido de Evo, cambia la la estrategia. Se moviliza para participar en las elecciones y designa a Evo jefe de campaña simbólico. Una pregunta: ¿Qué pasaría si el partido de Evo ganará las elecciones?

Orlando Medina Bencomo / El Tubazo Digital

Loading...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.