José Vicente Flores Muñoz / Bonito legado

67

San Juan de los Morros.- Presos políticos, perseguidos y acusados en el exterior, millones de personas sufriendo escases de medicina y alimentos, destrucción de plantas físicas de hospitales y todo tipo de planteles educacionales, lo que se dice del narcotráfico y terrorismo, estos son algunos problemas actualmente vividos en Venezuela, de acuerdo a un artículo de opinión publicado recientemente  por el amigo Oswaldo Álvarez Paz, intitulado “EL CIELO ENCAPOTADO”.

A los cuales yo le agrego sueldos y salarios de miseria que al compararlos por ejemplo  con el salario mínimo colombiano este lo multiplica por cincuenta (50), cuando usamos el dólar como denominador común; aniquilación de la clase profesional que dependía del ejercicio libre de su profesión, hoy en actividades diferentes para los cuales fueron formados; el efectivo monetario causando estragos, la compra con tarjetas duplica los precios, único país en el mundo donde se vende el efectivo por el doble de su valor pagadero con transferencia; transporte publico menguado, la gente como en sardinas enlatadas, colas abrumadoras en las paradas; papel higiénico de doce (12) rollos en un millón de bolívares.

 ¿Qué tal?, quedan muchas cosas por ahí, añádale la suya y podrá darse cuenta de lo que tenemos encima. Bien bonito ese legado que nos dejó el comandante eterno en manos de su “hijo putativo” Nicolás Maduro

Los resultados no se han dejado esperar, millones de jóvenes y no jóvenes entre mujeres y hombres saliendo de nuestro país por Colombia, por Brasil, por curazao, en fin por donde puedan en busca de mejores niveles de vida; la tasa de mortalidad de recién nacidos, de niños, adultos con enfermedades crónicas va en aumento; la pobreza extrema llegó a millones de hogares venezolanos.

 ¿Se escuchan respuestas por parte del gobierno nacional que encajen en la solución de este caos?, claro que no, solo medidas simplistas, paños calientes se ofrecen como paliativos: bonos navideños, bonos de reyes, bonos de carnaval, ya no es el aumento de los sueldos y salarios la contrapartida a la carestía de la vida, se ha descubierto otra manera de practicar el populismo, ahora son bonos y más bonos; ¿esta respuesta es seria?, de ninguna manera, todos sabemos que más dinero en la calle es más combustible para que los precios suban.

Bajo este panorama el parapeto que armo el PSUV, conjuntamente con Nicolás Maduro, o sea la ilegitima Asamblea Nacional Constituyente, ordeno al CNE realizar elecciones presidenciales antes del treinta (30) de abril del presente año, con el objetivo de repetir en la presidencia de la república al responsable de todo esto

Todas las encuestas absolutamente todas, menos las influenciadas por el gobierno; hasta las que cualquier persona hace en las colas, en el autobús, en cualquier sitio de reunión arrojan una proporción en más de un 80% de rechazo y repudio a este gobierno, la gente está convencida que la vía más expedita para regresar a la normalidad es salir de esta turba de ineficaces, hay que cambiar a los que hoy ocupan el papel de administradores de la renta nacional, es una locura pensar que con esta gente podemos salir de esta situación, todo lo contrario repetir a esta gente es profundizar  aún más el caos, el causante de la quiebra de una empresa no es el indicado para volverla a poner en funcionamiento.

 Pero lo más terrible es que tal como van las cosas, el 22 de abril Maduro será otra vez elegido presidente de la república por seis (6) años más, bajo la promesa de que al ser reelecto si se va a ocupar de la recuperación económica, esto pareciera ser la oferta principal de su campaña, entonces porque no empieza esa recuperación, le quedan diez (10) meses para finalizar el periodo del mandato.

Nos queda tener presente una consabida frase pronunciada por algún erudito en algún momento, pero de un realismo comprobado por los hechos, abro comillas “en la única ciencia donde no valen las proyecciones o las estimaciones es en la política”. Cierro comillas.

José Vicente Flores Muñoz

Facebook
Loading...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.