Ajedrez Geopolítico / Infortunio de las intervenciones humanitarias (I)

99

La Asamblea Nacional (AN), guiada por el parlamentario Juan Guidó, solicitó a las Naciones Unidas (ONU) ayuda humanitaria para asistir la crisis alimentaria y de salud que hay en Venezuela.

Guaidó, quien pretende usurpar las funciones del Presidente de la República, envió un comunicado al secretario de Estado, Mike Pompeo, en el cual pide que sean enviados al país alimentos, medicinas y, lo más grave, un buque hospital.

Vale recordar que a los países donde Estados Unidos lleva este tipo de supuesta ayuda terminan destruidos y desmantelados en su totalidad por la acción de sus fuerzas militares. Como prueba  de esto  tenemos Afganistán, Irak, Libia entre otros.

En teoría. La ayuda humanitaria es un sector propio dentro de la Ayuda Oficial al Desarrollo (todos los desembolsos netos de créditos y donaciones realizados según los criterios de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE)) que se define como asistencia diseñada para salvar vidas, aliviar el sufrimiento y mantener y proteger la dignidad humana, en prevención o en situaciones de emergencia y/o rehabilitación.

A continuación, te presentamos cinco casos de ayudas humanitarias que terminaron en desgracia y martirio para los países que “la recibieron”.

Yugoslavia

En 1999, la OTAN bombardeó Belgrado, una de las ciudades más antiguas de Europa, en el marco del (fabricado) conflicto armado entre los separatistas albaneses del Ejército de Liberación de Kosovo (KLA) y las fuerzas militares y policiales de Yugoslavia, en aquel entonces integrada por Serbia y Montenegro.

Según los máximos responsables de la OTAN, el gobierno yugoslavo había creado una “catástrofe humanitaria” bajo el pretexto de un supuesto genocidio (limpieza étnica) a los kosovares. La medida que tomaría la organización gringa-europea no fue sancionada por el Consejo de Seguridad de la ONU, cuestión que sabemos no le importó.

Los ataques aéreos se realizaron desde marzo hasta el 10 de junio de 1999. Según estimaciones publicadas por Sputnik Mundo, bajo las bombas fallecieron unas 2 mil 500 personas y más de 10 mil resultaron heridas. El daño económico se estimó entre 30 mil y 100 mil millones de dólares.

La partición de Yugoslavia en “republiquetas”, con el enclavamiento de una inmensa base militar estadounidense en el corazón de Kosovo, fue conocida como “balcanización”, pues amplió el panorama jurídico-político en el mapa de los Balcanes.

Kosovo es en la actualidad, producto de esta “intervención humanitaria”, un centro logístico del narcotráfico y el mercado de armas en Europa, y funciona como una “fábrica de terroristas” albaneses-kosovares que luchan en las filas del Daesh en Medio Oriente y parte de los Balcanes hacia territorio asiático. Todo un ejemplo.

Irak

Uno de los fake news (noticias falsas) más trascendentales de la historia reciente, el de las “armas de destrucción masiva” de Saddam Hussein, fue usado en contra de Irak para su invasión. El gobierno de George W. Bush usó pruebas falsas para involucrar a numerosos países en el apoyo a la operación militar que posteriormente ocupó el territorio iraquí, pues presuntamente el gobierno de Saddam habría usado tales armas contra población kurda.

Durante años, EEUU y sus “aliados” mantuvieron un embargo económico y financiero sobre Irak que fabricó las condiciones precarias de abastecimiento alimentario y medicinal, lo que sirvió a Occidente como justificación de la “intervención humanitaria” (cualquier parecido con Venezuela no es casual). Esto junto a las “armas de destrucción masiva” fueron la zanahoria mediática al garrote militar.

La operación fue vendida con base a nada, bajo el pretexto de la “libertad” del pueblo iraquí, pues luego del arribo de las tropas estadounidenses y británicas, no encontraron evidencias del armamento citado.

Entre el 30 de marzo y el primero de mayo de 2003, los ejércitos de EEUU, Reino Unido, España, Australia y Polonia invadieron y tomaron el control del gobierno iraquí. Sólo en el bando estadounidense murieron en combate unos 5 mil 500 soldados y mercenarios de empresas privadas de seguridad. Entre los iraquíes murieron, acorde a distintas fuentes, uno 500 mil, entre ellos 120 mil eran civiles.

Cabe destacar que de las guerras étnicas fabricadas en Irak y por la intervención realizada por militares estadounidenses, nació el conocido Estado Islámico, que en 2014 tomó la ciudad de Mosul.

Politólogo Alex Vásquez Portilla

Facebook
Loading...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.