Crisis del país obligó a reprogramar horario laboral en una Gobernación

***La inseguridad, la falta de transporte, la escasez de efectivo, la necesidad de peregrinar para conseguir alimentos y medicinas, han sido factores determinantes para hacer todas estas modificaciones en los horarios de las dependencias públicas regionales, municipales y nacionales.***

556

Puerto La Cruz.- Los problemas derivados de la crisis que existe en Anzoátegui llevó a las autoridades regionales a reprogramar el horario de trabajo en la Gobernación, según anunció el mandatario Antonio Barreto Sira.

Las complicaciones para el traslado del personal fueron tomadas en consideración y desde el próximo lunes 7 de mayo se laborará desde las 8 de la mañana hasta las 3 de la tarde, «en beneficio de todos los trabajadores», dijo.

Según el jefe regional esta decisión es transitoria, «pero la inflación y la falta de dinero en efectivo y el alza en el precio del pasaje hacen difícil la normalidad en este punto, y nos preocupa la seguridad y estabilidad de nuestro personal».

«Nuestros trabajadores, como el resto de la población regional y nacional, padecen por estas carencias y muchos de ellos tienen que hacer largas colas para obtener dinero y para conseguir alimentos. No podemos ser indiferentes ante esto, de allí que implantamos este nuevo horario», explicó.

Esta media se extiende a los entes descentralizados dependientes de la Gobernación. Consideró que se debe ser solidario con aquellas personas que se dedican a servir al estado y atender a los anzoateguienses.

Indicó que se optimizarán los procesos para que el reajuste momentáneo del horario no afecte en absoluto, los mecanismos de trabajo dentro del plan «Anzoátegui en movimiento».

También en algunas alcaldías se reprogramó el horario y aquellas que despachaban a las 5 de la tarde, laboran hasta la una y 2 p.m, como la de Puerto La Cruz, municipio Juan Antonio Sotillo.

Otras implementaron dos turnos para cumplir la jornada, pero siempre trabajando a más tardar hasta las 3 de la tarde.

La inseguridad, la falta de transporte, la escasez de efectivo, la necesidad de peregrinar para conseguir alimentos y medicinas, han sido factores determinantes para hacer todas estas modificaciones en los horarios de las dependencias públicas regionales, municipales y nacionales. A esto se suma, la falta de agua, que obliga a las instituciones educativas a suspender, muchas veces, las actividades.

Fuente

Miriam Rivero

El Universal

Facebook
Loading...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.