PREMIER LEAGUE / Liverpool supera al Chelsea y mantiene presión sobre el City

***Los 'reds' son líderes con dos puntos pero con un partido más que el City.***

21
Liverpool
Foto cortesía

Inglaterra.- Dos minutos pueden cambiar un partido. Una temporada. Una Premier. Acabar con una maldición que persigue al Liverpool desde 1990. Los ‘reds’ estaban atascados, con la sombra del triunfo del Manchester City ante el Crystal Palace presionándoles, pero rompieron todos los diques azules y todas las dudas que les amordazaban con dos goles en un suspiro.

Del minuto 51 al 53 golpearon dos veces al Chelsea dejándoles K.O. y prolongando su pulso con los ‘citizens’ de Pep Guardiola. La tormenta roja que lideró Salah destrozó a los ‘blues’ colocando al conjunto de Klopp de nuevo en la cima. Aventajan en dos puntos al City… con un partido más. El pulso se antoja eterno por la Premier.

Salah y Hazard se retaron en Anfield y ninguno defraudó. El extremo egipcio dinamizó todo el ataque rojo y firmó un golazo y el belga fue lo único potable del Chelsea. Sarri le colocó de falso 9 y Van Dijk y Matip le sufrieron durante todo el partido. Todos le buscaban y Eden no renunciaba a fagocitar todo el peligro londinense.

En el primer acto, el Liverpool apretó y el Chelsea resistió. La defensa visitante fue un muro demasiado alto para Salah, Mané y compañía. La estrella egipcia se movió cerca del área intentando encontrar entre la zaga del Chelsea un agujero que no apareció.

Todo cambió en el segundo tiempo. El ‘Pool’ subió las pulsaciones al duelo, elevó la intensidad y la presión y el Chelsea se desintegró. Claudicó tras aguantar durante 45 minutos. Del 51 al 53 Anfield entró en éxtasis. Dos goles sin oposición ni reacción rival. Todo sucedió desde la derecha roja. Todo empezó en la bota zurda de Salah.

El egipcio tiró una pared con Firmino, entró en el área y se la dejó a Henderson para que pusiera un balón medido a un Mané que cabeceó a la red el 1-0. Una jugada coral del ataque del ‘Pool’. El senegalés ya lleva 21 tantos esta campaña entre todos los torneos, 18 en la Premier. Es su curso más realizador.

Sin tiempo para que Anfield se sentara y Klopp se calmara Salah se inventó un golazo. Otra vez cogió el cuero en la derecha, pero esta vez se fue hacia adentro para buscar el chut. Y su latigazo con la zurda se coló en la meta de Kepa como un misil. Una obra de arte del ‘pichichi’ de la Premier (19 goles) junto al Kun Agüero.

El Chelsea, que tendrá que sudar para entrar en la Champions, estaba noqueado. Todos se rindieron menos Hazard. Sarri metió a Higuaín y el belga tuvo dos ocasiones de gol de puro 9. Fue el mejor ariete azul. Un balón largo de David Luiz le dejó ante Alisson y Eden disparó al palo. En la siguiente jugada, Willian la puso y Hazard remató en el área pequeña tras desmarcarse entre los centrales. El meta brasileño sacó su chut.

El Liverpool siguió apretando y buscando el tercero y el Chelsea esperó a que terminara el partido. Los ‘reds’ no pensaron en la Champions. Se quitaron de encima el trauma de 2014, la foto del resbalón de Gerrard y los seis partidos que llevaban sin ganar a los ‘blues’ en casa con un desgaste físico y emotivo enorme. Alexander-Arnold, Robertson, Firmino, Salah… se vaciaron sin pensar en el futuro.

El rock de Klopp sonó mejor y más fuerte que nunca. Vuelven a la cima aunque no depende de sí mismos. ¡Y eso que sólo han perdido un partido y llevan 38 partidos invictos en casa! Ahora le toca al City ganar en Old Trafford. La batalla continúa. Una carrera histórica por la Premier y por la perfección. Un show.

Jon Prada | MARCA

Facebook
Loading...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.