.intrinsic-container { position: relative; height: 0; overflow: hidden; } /* 1160x200 Aspect Ratio */ .intrinsic-container-1160x200 { padding-bottom: 17.24%; } .intrinsic-container iframe { position: absolute; top:0; left: 0; width: 100%; height: 100%; }
Home / Noticias / Sucesos / En El Sombrero continúan los secuestros

En El Sombrero continúan los secuestros

El Sombrero.-El estado Guárico sigue siendo azotado por el hampa organizada, luego de la muerte de algunos jefes de bandas, estos grupos parecieran reorganizarse. Esta semana la policía estadal informó de un nuevo secuestro en El Sombrero, la tierra del “Picure”.

Fuentes azules indican que lograron rescatar a una persona que tenían secuestrada en una zona rural de El Sombrero.

Los funcionarios, presuntamente  abatieron a uno de los sujetos que tenían bajo amenaza de muerte a un productor de la zona, que integran un peligroso grupo dedicado al robo, secuestro y extorsión, provenientes del sur de Aragua, según la versión policial.

El  procedimiento se efectuó en el sector Mata de Guajua de El Sombrero, donde además recuperaron un arma de fuego, tipo pistola, cuatro cartuchos y un radio portátil.

Relató que un grupo de sujetos fuertemente armados tenían a una persona secuestrada en el sitio, y al llegar la comisión los individuos, presuntamente  abrieron fuego contra los funcionarios, quienes para repeler la acción accionaron sus armas de fuego iniciándose un enfrentamiento.

Se reportó que en el intercambio de disparos, uno de los sujetos resultado herido, siendo trasladado al hospital de El Sombrero, donde falleció luego de su ingreso. Además un funcionario resultó herido, quien se encuentra estable, no se conoció el nombre del funcionario.

La policía no informó el nombre del presunto delincuente muerto ni del productor secuestrado.

Redacción El Tubazo Digital

Facebook Comentarios
x

Check Also

Extorsionadores  siguen azotando a Guárico           

El Sombrero.- Muy a pesar de toda la propaganda que insiste en afirmar que la delincuencia sigue bajando la realidad es otra en Guárico. ...