Home / Noticias / Opinión / Willy McKey / Heridos de bala (o “Creerse de izquierdas y allanar universidades”)

Willy McKey / Heridos de bala (o “Creerse de izquierdas y allanar universidades”)

1

Cuando la rectora de la Universidad de Carabobo pudo denunciar que la Guardia Nacional Bolivariana había violado la autonomía universitaria, ya más de una centena de efectivos tenía rato reprimiendo y disparando dentro del campus.

Al final de la tarde se sabía que había estudiantes heridos, aparentemente por perdigones.

Antes de las nueve de la noche se confirmó que había heridos de bala.

Heridos de bala mientras protestaban.

Heridos de bala puertas adentro de su universidad.

Heridos de bala.

2

Durante décadas, la autonomía universitaria fue de los argumentos más poderosos del pensamiento izquierdista en Venezuela, principalmente porque esa autonomía universitaria que protegió a los estudiantes que protestaron durante las décadas de los ochenta y los noventa fue uno de los primeros logros de la democracia venezolana.

Tras la caída de la dictadura militar de Marcos Pérez Jiménez, un grupo de legisladores trabajó en una Ley de Universidades que entró en vigencia a finales de 1958. Desde entonces la autonomía aseguraba que los profesores y el estudiantado pudieran relacionarse con el conocimiento en un ambiente de tolerancia entre todas las corrientes de pensamiento.

El poder se vio tentado en más de una oportunidad a violentar la autonomía con excusas políticas. Desde el gobierno de Rómulo Betancourt hubo persecuciones a liderazgos estudiantiles vinculados con el comunismo, el socialismo y las ideas de izquierda.

La tensión entre la policía política y el liderazgo de izquierda llegó a su punto más sensible durante el mandato de Rafael Caldera. En octubre de 1970 se ordenó el allanamiento militar de la Universidad Central de Venezuela, violando la autonomía universitaria y ocasionando el cierre de la casa de estudios más grande del país.

3

En abril de 2017, durante el gobierno de Nicolás Maduro, la Universidad de Carabobo fue allanada por fuerzas de la Guardia Nacional, violando la autonomía universitaria. La misma autonomía universitaria que, durante sus años de liderazgo estudiantil, le sirvió de escapulario a muchos de las actuales figuras del gobierno en ejercicio.

4

Tanto en 1970 en la UCV como en 2017 en la Universidad de Carabobo, quienes allanaron la autonomía universitaria fueron los cuerpos de seguridad del Estado, los silenciadores de protestas, los uniformados, los mismos. Tanto en 1970 en la UCV como en 2017 en la Universidad de Carabobo, las víctimas durante el allanamiento de la autonomía universitaria fueron los estudiantes universitarios, el derecho a disentir, los mismos.

La violencia de Estado es feroz. Siempre. Incluso cuando no tiene que ver con las armas.

5

Durante los últimos quince años el gobierno nacional ha asfixiado presupuestariamente a las universidades autónomas. Los sueldos de hambre que tienen los profesores universitarios, el estado en que se encuentran las infraestructuras y la incapacidad para llevar adelante investigaciones de alto nivel se han convertido en apaciguadores del espíritu universitario.

Aún así hay profesores llevando adelante la comprometida tarea de la formación. Aún así hay liderazgo estudiantil cohesionando las fuerzas que provee la simple idea de formarse en libertad y creer en las ideas. Porque este desencuentro que tiene la Revolución Bolivariana con las universidades y su autonomía no sólo es un desencuentro con la academia: también es un divorcio del pensamiento, de las ideas, de la inteligencia.

Pero al parecer la asfixia presupuestaria no fue suficiente.

6

Las fuerzas públicas hirieron a estudiantes y allanaron la autonomía de la Universidad de Carabobo, yendo contra todas las ideas que muchos de los voceros del gobierno alguna vez usaron como argumento a la hora de autodefinirse de izquierdas. Porque la lista de nombres posibles dentro del organigrama del gobierno es amplia: ministros, diputados, gobernadores, alcaldes, jerarcas, directores de organismos y hasta periodistas simpatizantes del partido de gobierno que alguna vez pertenecieron a la Juventud Comunista, fueron paladines de la Liga Socialista o, simplemente, simpatizaban con sus causas siendo estudiantes de la UCV, de la ULA, de la UC, de LUZ, y ampararon su activismo político en la autonomía universitaria.

¿Aquellos líderes estudiantiles de los ochenta y los noventa saben que hoy están del mismo lado que los agresores, los efectivos armados, los cómplices del poder? ¿Hasta dónde pueden llevar esta pelea contra la juventud, la libertad, la inteligencia?

7

Debe ser un doloroso ejercicio político para cualquiera descubrir que se ha convertido en aquello que alguna vez combatió.

¿Cómo ponerse en la boca una vez más nombres como el de Livia Gouverneur, cuando se tienen heridos de bala en la Universidad de Carabobo?

¿Cómo insistir en el espejismo de creerse de izquierdas, mientras allanan universidades?

 

Fuente: Prodavinci

Facebook Comentarios
x

Check Also

Javier Antonio Vivas Santana / O disuelven la “constituyente”, o el dólar paralelo superará los Bs. 200 mil

Escribí en este portal el 3-8-2017, que al instalarse la “constituyente”, y que sí ésta en vez de dedicarse a efectuar sus labores de ...