.intrinsic-container { position: relative; height: 0; overflow: hidden; } /* 1160x200 Aspect Ratio */ .intrinsic-container-1160x200 { padding-bottom: 17.24%; } .intrinsic-container iframe { position: absolute; top:0; left: 0; width: 100%; height: 100%; }
Home / Noticias / Opinión / Carlos Raúl Hernández / Carlos Raúl Hernández / ¡Zapatero regresa, se han vuelto locos!

Carlos Raúl Hernández / ¡Zapatero regresa, se han vuelto locos!

El CNE no ha publicado y ni siquiera elabora el reglamento que regiría el proceso de relegalización de los partidos, previsto para el primer trimestre de este año. A esto se añade que no hay tampoco síntomas de que convoquen los comicios de gobernadores, y pedir “elecciones” en abstracto, como se ha hecho, es contraproducente porque castra el poder de las regiones para movilizarse sobre su reivindicación directa, y mantiene la angustia sobre si vamos a otra elucubración, esta vez las “elecciones generales”. Sin partidos, sin MUD –paralizada por conflictos subalternos– y sin elección de gobernadores, el país entraría políticamente en la sala del totalitarismo. Y proponer nuevamente alguna operación brincona como supuesta estrategia sería otro remache para la jaula. ¿Y ahora… quién podrá defendernos… para obtener elecciones regionales, las únicas posibles y sacar los presos políticos, hoy sin esperanza? 

Si llegaran a escribir tal reglamento, seguramente sería tan rudo, cruel e implacable con los partidos políticos opositores como el Malleus Maleficarum, el famoso manual que describía meticulosamente cómo descubrir, detener y torturar a las brujas en el siglo XV. Posiblemente quienes  respalden alguno, los hagan ir de rodillas desde la Plaza Venezuela hasta el CNE para consignar su firma. De seguro a alguien se le ocurrirá alguna idea original, como convocar una marchota o una marchita de respuesta, y así nos marchitamos. No faltará quien opine que una buena forma de protesta sería rociar de pintura a la gente que hace colas por productos regulados o que come en restaurantes. Con la tarjeta única, las organizaciones políticas quedaron anuladas por no participar con sus identidades en el proceso, y ahora están en manos del Gobierno. 
 

¡Palo con esos mediadores!
Se dijo en su momento que la única era un grave error que tarde o temprano habría que pagar y parece que el demonio viene contrato en mano. En la política y en la vida, hay pifias que nos persiguen como remordimientos y asaltan cuando no lo esperamos. Según se sabe, el CNE ni siquiera se reúne a tratar esos temas, mientras descansa cómodamente en el TSJ el recurso para ilegalizar la MUD, por pretendidas irregularidades en las parlamentarias de Amazonas. De haber concurrido cada fuerza con su tarjeta, hoy no estaríamos amenazados con esa espada de Pericles (él también tenía espada, igual que Damocles) y nuestros partidos a resguardo, porque sin ellos y sin MUD pulularán candidatos fantoches con financiamiento para fingir elecciones competitivas, como hizo Daniel Ortega. La Unidad, que a veces parece will, debería concentrarse en discutir esta coyuntura y trazar una política realista.

Si no hubiéramos pateado a los mediadores, para burla de la comunidad global, hoy podrían ayudar. Ocurrió como este universal ejemplo: alguien interviene cuando un macho aporrea a su pareja en la calle, y ella se vuelve furiosa y nos grita “no se meta en esta v….”. Será muy ridículo que los llamemos para que encajen la palanca entre las ruedas de la máquina de cortar tontos ¿Cuánta calderilla se dijo y se dice sobre el Papa, Zapatero, Torrijos, Fernández, con prepotencia tal que reflejaba como el espejo de Alicia un mundo extraño e irracional? ¿Qué clase de chorradas se escribieron hasta hace apenas un poco más de una semana? Una de las noticias más impactantes de los últimos días es la exhortación de Putin al diálogo, un puente sugestivo. La reacción: rechazarlo con inconsciencia simple, y copiarse del castrismo para llamarlo injerencista aunque a Maduro podrían triangularlo Trump y Putin en uno u otro sentido.
 

Rugido de ratón
Ante eso, posiblemente un demócrata francés, italiano, o panameño se sorprenda de que nos concedan permisos para manejar. Pero más aún: ¿cómo alguien con licencia de tercer grado, en una situación de acorralamiento de la oposición, declara hostilidades contra dos potencias como China y Rusia, a las que advierte que no les van a pagar las deudas? Si sabemos que ambos países están preocupados por su dinero y no se mueven por filantropía, con semejante exabrupto atornillarán a Maduro cuanto sea posible y bloquearán cualquier posibilidad de que tales estrategas diplomáticos lleguen al poder. Un bachiller medianamente ilustrado sabe que la situación internacional cambia aceleradamente con Trump, quien acaba de entregar Asia-Pacífico a China, lo que tiende a alterar el equilibrio geopolítico mundial. Taiwan, Corea del Sur y Japón, aliados hasta ahora de Occidente, quedan a su suerte.

En México el miserable muro parece que garantizará el triunfo de Obrador, un populista primitivo potencial aliado ruso; y la retracción de inversiones en Latinoamérica y el mundo tenderá a debilitar la importancia de EEUU. Vendrán largos días de meditación y hermenéutica para entender que la oposición venezolana inaugure una confrontación con China y Rusia, potencias emergentes sobre la región, pero confiamos que en el fondo, en el fondo, haya alguna ignota razón que dé el toque mágico de genialidad. Cuando Churchill perdió las elecciones después de ganar la II Guerra Mundial en 1945, su mujer, consoladora, le dijo –“Winston, tal vez detrás de esta derrota haya un bien oculto. Tal vez sea así, amor Malleus Maleficarum  –respondió, pero demasiado oculto”.

@CarlosRaulHer

Fuente: El Universal

Facebook Comentarios
x

Check Also

Argenis Ranuárez Angarita/ Esta porquería de país

  Este país se jodió, y completo, no quedó nada .Le doy vueltas a la cabeza pensando cómo arreglarlo y no encuentro forma ni ...