Home / Noticias / Deportes / Celta y Lyon se despiden /
Manchester United y Ajax jugarán la final de Europa League

Celta y Lyon se despiden /
Manchester United y Ajax jugarán la final de Europa League

Un Ajax de emociones fuertes

Ajax / Foto MARCA

El Ajax jugará la final de la Europa League ante el Manchester United. Los holandeses sufrieron más de la cuenta ante un Olympique de Lyon que estuvo a un gol de forzar la prórroga ante un rival que se había quedado con diez. Un golazo de Dolberg y el 4-1 de la ida salvaron de la quema al Ajax.

Noventa minutos en fútbol dan para mucho. Para ganar o perder un partido varias veces. Lo tuvo hecho el Ajax en la primera parte con el 0-1 y a punto estuvo de liarla en los minutos finales ante un rival que, a falta de fútbol, tiró de corazón. Salió el Lyon a buscar una remontada imposible y se encontró de salida con un Ajax con personalidad pese a la juventud de sus jugadores.

Revolotearon Traoré, Ziyech y Younes por el área de Lopes hasta que apareció Dolberg para soltar un picotazo de fuera de serie. A sus 19 años, el delantero danés demostró su calidad y sangre fría elevando el balón ante la salida del portero rival. Otro hubiese tirado al muñeco, pero Dolberg no es un cualquiera. Apunten bien su nombre porque oirán hablar mucho de él en los próximos años.

El tanto del Ajax sumió al Lyon en una profunda confusión. Le sacó de ella un penalti infantil de De Ligt a Lacazette en el minuto 44. De repente, el tanto del delantero francés desde los once metros abría una puerta a la esperanza.

Quedaba un minuto para el descanso, tiempo suficiente para hacer el 2-1 en la última jugada de la primera parte. El Ajax sufrió un cortocircuito y, tras otro error defensivo, Fekir mandaba el balón al segundo palo para que de nuevo Lacazette moviese las redes. Había partido.

Lejos de amilanarse, el Ajax saltó al campo en la segunda mitad con la cabeza alta, dispuesto a cerrar el partido con un segundo gol. Lo tuvo Van de Beek con un remate precioso que se estrelló en la cruceta en el 79′, cuando parecía todo el pescado vendido.

Dos minutos después, iba a llegar el 3-1 en una jugada fabricada por dos suplentes. Centró Rybus desde la izquierda y cabeceó Ghezzal. El balón se escurrió por el cuerpo de Onana para poner emoción a las últimas jugadas.

En el 84, expulsión de Viergever por doble amarilla que convertía la prórroga en un caramelo para el Lyon. Pero necesitaba un gol que nunca llegó. Lo tuvo Cornet con un remate cruzado que se marchó lamiendo el poste. Se salvó con suspenso el Ajax, que por fútbol mereció sufrir menos para alcanzar una final europea 21 años después de la última.

Celta batalló pero no pudo con el Manchester

Guideti, jugador del Celta / Foto: MARCA

El Manchester United cortó el camino del Celta hasta Estocolmo y serán los Red Devils los que viajen hasta Suecia para disputar con el Ajax la final de la Europa League. Los celestes tuvieron el pase en sus botas, pero el fútbol les castigó con mucha dureza.

En la última acción del partido, Beauvue optó por jugar con Guidetti cuando podía disparar ante Romero y finalmente, el sueco no conectó con el balón. En ese instante, se esfumaron los sueños de una ciudad y de miles de aficionados que pueden estar muy orgullosos de los suyos.

Al contrario que en Balaídos, el duelo comenzó con los chicos de Mourinho esperando en su campo y dejando que los de Berizzo movieran el esférico, pero tras llevarse un susto con un chut de Aspas, no tardó en cambiar el planteamiento. Ander Herrera, Mkhitarian y Pogba comenzaron a llevar la manija del balón ante un conjunto celeste que pagó la novatada.

El dominio no era aplastante ni mucho menos, pero fue suficiente para que apareciera Rashford en la zona de tres cuartos de campo y pusiera un perfecto balón en el segundo palo. Allí apareció Fellaini para cabecear el esférico al fondo de la red.

El Celta volvió a tirar de orgullo y de las dos balas que en Aspas y Sisto, pero Romero sólo tuvo que intervenir en disparos desde media distancia. El de Moaña le complicó la vida a un inseguro Blind, pero sus desmarques y su constante movimiento, no dieron demasiados frutos.

Insistió el Celta por las bandas con un Hugo Mallo que demostró su profundidad y su capacidad de sacrificio en uno de los templos el fútbol mundial, pero no tuvo definición. A los gallegos les faltó ese punto que se necesita en unas semifinales de una competición continental y se quedaron con las ganas de superar a un Romero que solventó el trabajo que tuvo con mucha seguridad.

Finalmente, con un United que se dedicó más a defender su botín que a buscar una mayor ventaja, los celestes suplieron la falta de físico con orgullo para igualar el partido. La gasolina dio para que Roncaglia rematara en el corazón del área un centro de Beauvue desde la derecha ante una mínima oposición de Bailly.

Faltaban cinco minutos para poder conseguir el sueño, pero el encuentro se calentó por parte de ambos equipos y ya no se jugó nada más. Roncaglia y Bailly, que no jugará la final, fueron expulsados tras una tangana que comenzó el ex del Villarreal y que continuó Valencia.

Así, el camino de los gallegos terminó. Pueden estar muy orgullosos de haber metido el susto en el cuerpo a toda la grada del Teatro de los Sueños y haber llegado por primera vez en su historia en unas semifinales de la Europa League.

Fuente

Frank Villalobos / Pablo Egea

MARCA

Facebook Comentarios
x

Check Also

Resultados LVBP / Bravos doblegó a Navegantes y los Leones están indetenibles

Caracas.- Segundo juego de la serie entre Navegantes y Bravos donde los dirigidos por Henry Blanco aprovecharon su bateo oportuno para superar de manera ...